Citas de Otro género

Autor: 

Cuando un creador le copian es porque realmente es bueno

Autor: 

Sagitario no ruega a nadie, podrá insistir un poco pero ¿rogar? Nunca.

Ay jalisco, jalisco, jalisco, jalisco
Tú tienes tu novia que es guadalajara

Muchacha bonita, la perla más rara,
De todo jalisco es mi guadalajara

Autor: 

 

Et de l'Étoile à la Concorde, un orchestre à mille cordes 
Tous les oiseaux du point du jour chantent l'amour 
Aux Champs-Elysées, aux Champs-Elysées 
Au soleil, sous la pluie, à midi ou à minuit 
Il y a tout ce que vous voulez aux Champs-Elysées

Félix María de Samaniego (Laguardia, Álava, 12 de octubre de 1745-ibidem, 11 de agosto de 1801) fue un escritor español famoso por sus fábulas, de tono aleccionador mediante moralejas.

Autor: 

—¿Sabes, Nachita? Ahora sé por qué tuvimos tantos accidentes en el famoso viaje a Guanajuato. En Mil Cumbres se nos acabó la gasolina. Margarita se asustó porque ya estaba anocheciendo.

Big wheels keep on turning
Carry me home to see my kin
Singing songs about the Southland
I miss Alabamy once again
And I think its a sin, yes

New York, New York
Start spreading the news
You're leaving today (tell him friend)
I want to be a part of it, New York, New York
Your vagabond shoes, they are longing to stray
And steps around the heart of it, New York, New York

Autor: 

hola soy nueva me gustaria que dejaran un comentario sobre que quiere que les hable bai c:

"Desde el cerro de la silla 
se divisa el panorama 
cuando empieza a anochecer 
de mi tierra linda y sultana 
y que lleva por nombre si señor 
Ciudad de Monterrey"

Autor: 

La verdad es que mamá gritaba mucho. Al perro, al horno, a mi, a todo lo que se moviera.

"Soplada, esto es, entendamos al mismo tiempo inspirada a partir de otra voz, que lee ella misma un texto más antiguo que el poema de mi cuerpo, que el teatro de mi gesto. La inspiración es, con diversos personajes, el drama del robo"

La galería del Chiflón del Diablo tenía una siniestra fama. Abierta para dar salida al mineral de un filón recién descubierto, se habían en un principio ejecutado los trabajos con el esmero requerido. Pero a medida que se ahondaba en la roca, ésta se tornaba porosa e inconsistente.

Querida lectora, seguro que tú crees en los viajes astrales –esto es, que el alma se salga del cuerpo y vague, libre de ataduras, por ahí y allá- tan poco como yo; sin embargo, espero que me admitas esta licencia para dar un paseo por la calle principal de una simpática ciudad situada al sur de M

En la oscuridad de la noche, aquel majestuoso consistorio del siglo diecinueve levantado sobre el de 1577, pugnaba por evitar ser devorado por la espesa niebla de enero.

I felt completely at home in Mexico- spaking Spanish to my cousins, running around Acapulco and stuffing my face with mole and homemade tortillas. Mexico opened my heart.

Autor: 

Tengo orgullo de ser del norte 
del mero San Luisito 
por que de ay es Monterrey 
de los barrios el mas querido 
por ser el mas reinero si señor 
barrio donde nací 

“There are two ways to lose you sanity in Juarez. One is to believe the violence results from a cartel war. The other is to claim to understand what is behind each murder.” 

La mañana en que, tras disfrutar del embriagador aroma de un Earl Grey en la terraza del Bastid'Café, en plane place Carnot, nos aproximamos a la fuente por la que en 1839, con motivo d ela visita del Duque de Orelans, se hiciera manar vino, como si de un nuevo milagro crístico se tratara, yo, re

Sophie se las ingeniaba magistralmente para someterme a un cada día menos sutil 'tercer grado', ya fuera durante la contemplación de las coloridas llamaradas de los fuegos artificiales en la celebración del 'incendio' del 14 de julio, como mientras arrojábamos monedas desde el Pont Vieux, soñando

Sophie se las ingeniaba magistralmente para someterme a un cada día menos sutil 'tercer grado', ya fuera durante la contemplación de las coloridas llamaradas de los fuegos artificiales en la celebración del 'incendio' del 14 de julio, como mientras arrojábamos monedas desde el Pont Vieux, soñando

Sophie se las ingeniaba magistralmente para someterme a un cada día menos sutil 'tercer grado', ya fuera durante la contemplación de las coloridas llamaradas de los fuegos artificiales en la celebración del 'incendio' del 14 de julio, como mientras arrojábamos monedas desde el Pont Vieux, soñando

...Me hizo describirle hasta el más insignificante detalle que sobre las marcas de los canteros había ido descubriendo. Marcas esculpidas en los lienzos de todos y cada uno de los edificios singulares de la ciudad.

Autor: 

Manolito Gafotas es un libro de literatura infantil y juvenil, escrita por Elvira Lindo. La historia transcure en el barrio de Carabanchel, en Madrid. Es un libro lleno de aventuras y humor que explica las vivencias del protagonista a través de sus gafas.

...Me hizo describirle hasta el más insignificante detalle que sobre las marcas de los canteros había ido descubriendo. Marcas esculpidas en los lienzos de todos y cada uno de los edificios singulares de la ciudad.

...tropecé, sumergido como me encontraba en la profunda negrura ténebre de esta maldita casa.

Verona es la ciudad italiana en la que se desarrolla la tragedia Romeo y Julieta de William Shakespeare.

Autor: 

1. Le roi Charles, notre empereur, le Grand, sept ans tous pleins est resté dans l'Espagne : jusqu'à la mer il a conquis la terre hautaine. Plus un château qui devant lui résiste, plus une muraille à forcer, plus une cité, hormis Saragosse, qui est sur une montagne.

Carta de Antonio Machado en 1913 a Miguel de Unamuno:

 Dentro de la obra de Gaudí, la zona menos conocida y, por otra parte, imprescindible para una comprensión correcta de su dimensión de creador, es la que se localiza fuera de Catalunya.  La aventura, y en cierto modo desventura, del Palacio Episcopal de Astorga, en cuanto jalón realmente signific

“Creo que mi sitio está entre estos ríos líricos y estos chopos musicales que son un remanso continuado, porque mi corazón descansa de una manera definitiva y me burlo de mis pasiones que en la torre de la ciudad me acosan como un rebaño de panteras.

A las seis de la mañana la ciudad se levanta de puntillas y comienza a dar sus primeros pasos. Una fina niebla disuelve el perfil de los objetos y crea como una atmósfera encantada.

Autor: 

"Cogimos la carretera de Monterrey. Las grandes montañas coronadas de nieve se alzaban delante de nosotros; avanzamos directamente hacia ellas. Una brecha fue abriéndose poco a poco y se convirtió en un puerto por el que cruzamos.

Sindo Nogueira era un aldeano de Lires al que, años atrás, un accidente de coche lo dejó inválido de cintura para abajo.

Una Cruz de Calaltrava
es tu veleta.
Y eres plaza
de todos los camimos.
Las campanas
amanecen a tu gloria. 
Y en el arco de dos cielos
de la Historia, 
hay abrazo de lenguaje y oraciones: 
Es América y España
tu destino.

Autor: 

"Pues bien, señor Aronnax, estamos en la bahía de Vigo y solo de usted depende que pueda conocer sus secretos".

La playa de Rostro es un paraje natural de gran belleza, entre los cabos de La Nave y de Touriñán, los más occidentales de la España peninsular, y un poco más al norte que el cabo de Finisterre. Es uno de los lugares más solitarios y salvajes de la Costa de la Muerte.

Estambul es, además, una atmósfera: porosa hasta el delirio, recargada, omnipresente. Al sol, se perfila nítida y brillante, revestida por un halo de la más alegre y anaranjada luminosidad meridional.

Y voy a Covarrubias, que fue infantado. He llegado por las anchas lomas, entre comenares de recóndito murmullo y el lacio temblor del viñedo otoñal, por los hoscos barrancos en los que se arrapa el austero enebro y aparecen súbitamente dorados peñascales.

Esta Roma, estas antigüedades, no sólo son válidas como subsistencias artísticas o urbanísticas, sino porque también contienen un código emocional determinante para acercarnos al ayer, otra vida de la muerte. Nos absorben tanto por la imaginación que exhalan como por su testimonialismo.

Mundo intenso y dormido de Orihuela. El valle ubérrimo, plagado de humedades subterráneas, con el río Segura que atraviesa escueto los oscuros naranjales, el fruto como un fuego. Hay reposados olivos, el gris perlífero. Higueras, algarrobos, almendros, vides.

Italia en sus islas. Cerdeña, la ciudad de Alghero. Su estampa es dorada y amable: unos recios murallones sostienen sobre las aguas la apiñada teoría de tejados, de paredes, de campanarios. Y todo ha sido construido con el típico sillar de arenisca mediterráneo, granulado y poroso.

El horizonte y sobre una elevada colina, el perfil de San Gimignano resulta detonante: un espejismo de Nueva York, los rascacileos contra el cielo despejado.

La vida sigue en Maqueda, de siglo en siglo, siempre igual. Los sembrados en el siglo XVI verdean - como ahora-; el tierno trigal se convierte en altas cañas coronadas de espigas; los panes son segados.

Entre la vida y la muerte, cuántas horas tediosas. Ya había recorrido parte de ese incómodo tránsito a la nada. La espera en el puerto, la espera del alíscafo de Buquebus, la espera del ómnibus en Montevideo, la espera en el hall del Gran Hotel, donde no encontraban su reserva.

Sin embargo, Santiago de Compostela no da tiempo para tantos pormenores: la ciudad se impone de inmediato, completa y para siempre, como si se hubiera nacido en ella. Siempre he creído, y lo sigo creyendo, que no hay en el mundo una plaza más bella que la de Siena.

Autor: 

"Me limito a decirte que Sintra puede que sea el pueblo más bonito del mundo".

Así el pequeño hombre pasa su tiempo en Buenos Aires, moviéndose y esperando, en las plazas, en el micro, en el subte, en el tren, yendo y viniendo, esperando, creando paréntesis que le permitan escapar.

"Entremos, yo os enseñaré la librería pública de esta Universidad. Esta es la librería, que según reglas de hombres grandes, mira hacia donde sale el sol en el Estío."

Granada ama lo diminuto. Y en general toda Andalucía. El lenguaje del pueblo pone los verbos en diminutivo. Nada tan incitante para la confidencia y el amor.

Autor: 

Antes de caer en La Habana había yo visto tierras del trópico, y aunque no mucho, lo bastante atardecer en La Habana para percatarme que, al contrarío de la creencia común, una de sus más elementales características puede ser la mesura.

"Cuanto más contemplas la ciudad, y te mueves dentro de ella, más la amas, y cuanto más amor tomas de ella, más amor le devuelves, y si lo deseas, devienes totalmente parte de ella, de todo su intercambio de gozos y provechos, y esto, al fin y al cabo, es el modelo justo de la vida eterna, un sím

¨¿Pero qué es esto? ¿Otra vez España? ¿Otra vez la Andalucía munidal? Es el amarillo de Cádiz con un grado más, el rosa de Sevilla tirando a carmín y el verde de Granada con una leve fosforescencia de pez... La Habana surge entre cañaverales y ruidos de maracas, cometas divinas y marimbos...

Mala muerte dieron al labrador los malos hijos a la vera de la fuente. Un hachazo en el cuello y cuatro puñaladas en el pecho pusieron fin al sueño de Alvargonzález.

El Café Central –tan querido de Zweig- es el último de los grandes cafés vieneses que ha sobrevivido a todas las ruinas.

“Me alegré al llegar a Segorbe, una ciudad muy antigua, hermosa y sin alterar por la que había pasado muchas veces, pero en la que nunca pude detenerme. Bill había vivído allí con Annie y la conocía a fondo.

“...Adra es una blanca ciudad situada en un mar verde de caña de azúcar. Aquí el pulso de la vida es distinto.

“...A unos veinte kilómetros al sur de Níjar está el cabo de Gata, un cabo que protege la bahía de Almería de los vientos del este. Su nombre es, en realidad, una corrupción de cabo de Ágata.

Schopenhauer escribió que la ciudad de Frankfurt era una galería de sombras que a veces parecía un hospital de locos y otras un encuentro de gente creativa.

Cuando llegamos a la llanura vinícola de Valdepeñas las cepas no alcanzaban un palmo de altura y la enorme superficie que cubrían se extendía hasta las ennegrecidas montañas.